Home » Municipios » Hurlingham es el primer municipio en prohibir el desembarco de Farmacity
5b17e9590b4ae_800x550

Hurlingham es el primer municipio en prohibir el desembarco de Farmacity

El municipio de Hurlingham se convirtió en el primero en prohibir el desembarco de la cadena Farmacity. El intendente Juan Zabaleta firmó un decreto para impedir la instalación de cadenas comerciales multirubro de venta de medicamentos y proteger al sector farmacéutico.

Decidimos, a partir del respeto a la Ley 10.606 que rige el sistema de farmacias, que no se puedan instalar este tipo de negocios multirubro en el partido. Es importante que el estado municipal se comprometa y defienda a nuestros farmacéuticos. En este momento difícil de la Argentina hay que proteger nuestro mercado interno, a nuestros comerciantes, a nuestros industriales Pymes y a nuestros farmacéuticos, en este caso”, manifestó Zabaleta durante un encuentro con referentes farmacéuticos del oeste del Gran Buenos Aires.

El intendente denunció que la cadena fundada por el vicejefe de Gabinete Mario Quintana “viene a romper un mercado y a complicarle la vida a los que pusieron en marcha sus farmacias con mucho sacrificio”. También alertó sobre el conflicto de intereses que salpica a Cambiemos: “El origen de lo que se quiere construir tiene que ver con el negocio de un funcionario nacional”.

Zabaleta defendió además la concepción sanitarista que rige la actividad farmacéutica y destacó el trabajo del sector en pos del acceso a la salud pública: “En un momento muy complicado desde el punto de vista económico son los farmacéuticos quienes muchas veces ayudan a los vecinos para que puedan acceder a los remedios”.

En esa línea, la presidenta del Colegio de Farmacéuticos de Hurlingham, Morón e Ituzaingó, Elena Pott, remarcó que “la farmacia es una extensión del sistema sanitario, formamos una gran red donde todos los pacientes tienen acceso al medicamento y lo que está haciendo el intendente es cuidar esta red”. Y advirtió que el “monopolio” Farmacity “atenta” contra ese sistema. Desde el Colegio de Farmacéuticos indicaron que trabajarán para replicar el decreto en otros municipios.

Los detalles del decreto 

En sus considerandos, la norma advierte que “es de público conocimiento el avance de grandes cadenas comerciales que pretenden establecer sus unidades de negocios en contraposición con la norma provincial, pretendiendo hacer coincidir dentro de un comercio multi-rubro la venta de artículos varios con medicamentos”. Señala en ese marco que “esa práctica degrada el servicio de salud y genera una amenaza a la comunidad de farmacéuticos”.

“Las grandes cadenas de farmacias, teniendo en miras la búsqueda de rentabilidad, desconocen la condición de bien social del medicamento y el derecho a la salud y pretenden ubicarse en zonas más pobladas y promocionar la venta de medicamentos como si fueran un bien de consumo”, denuncia.

El decreto agrega que “es política de esto gobierno comunal propender a la defensa del modelo de farmacia que, como agentes de salud, impulsan y defienden los farmacéuticos de la provincia de Buenos Aires y que se encuentra plasmado en la ley provincial 10606”.

El artículo 1 prohíbe “que dentro de las farmacias se comercialicen productos diferentes a los productos destinados al arte de curar, de cualquier origen y naturaleza, así como la preparación de fórmulas magistrales y oficinales, material aséptico, inyectables, productos cosméticos o cualquier otra forma farmacéutica con destino a ser usada en seres humanos”.